Arxiu d'etiquetes: Príncipe Felipe

El derecho a la insurrección

 
insurreccion_tarnac9Jesús Páez
Asesor de cooperativismo

El juez José Castro, que instruye el caso Nóos por apropiación indebida de fondos ha imputado  a la infanta Cristina Federica de Borbón y Grecia como copropietaria de Aizóon y directiva de Nóos. Su marido, yerno del Rey, aprovechándose del paraguas de la Casa Real, ha demostrado tener una jeta como el cemento.  Bajo la sombra de la Corona ha pegado sablazos, sobre todo, en el área mediterránea. Ya lo decía Jaume Matas a Évole: “hombre, es el Duque de Palma, es el yerno del Rey, cómo  le vamos hacer pasar por un concurso público?” Menos mal que la Infanta y marido, además de los beneficios colaterales consecuencia de su pertenencia a la Casa Real, disfrutaban de dos puestos de trabajo, bien remunerados y vistosos. Si no llegan a disfrutar de ese estatus  hubieran afanado hasta los cubiertos de los restaurantes. Al día siguiente de la imputación  su hermano, el Príncipe Felipe, se dirigía  a la nueva promoción de jueces y les decía “Nuestros tiempos precisan de una Justicia accesible y eficiente”. No sé si estaba aliviando peso a la Corona o estaba enfadado porque el yerno es un pelín más alto que él. Los nuevos jueces asistentes pensarían: pues no nos lo digas a nosotros díselo al Ministro Gallardón que es el que ha puesto las Tasas para dificultar la accesibilidad y no da presupuesto para poder quemar los legajos en una hoguera y trabajar con tecnologías de hoy.

Continua llegint

Share

Echemos abajo la estación de tren

Como los trenes, las buenas ideas llegan con retraso (Giovanni Guareschi)

Marta Solé
Periodista

Qué quieren que les diga, todo hijo de vecino tiene sus placeres culpables. Uno de mis favoritos es la portada de La Razón.  No hay mañana que no abra con ilusión el pdf que cuelga Paco Marhuenda en Twitter con esa frase tan neutra pero cargada de maldad “os dejo la portada”.  Aaaah, delicia, emoción garantizada, dádiva. Cuál fue mi alegría el  pasado miércoles cuando leo en primera la reproducción de parte de la conversación entre Mas, Rajoy, Pastor y el principito. Ojo, que tiene mérito, los periodistas lo tuvieron crudo para salir de su zona reservada en el tren, idónea para un agente de viajes, inútil para un reportero.

Sants no es Hendaya. Y nuestros políticos prefieren incendiar y demoler desde los atriles que escupirse a la cara –cosa que sería infinitamente más instructiva para la población en general–. Digo yo que es como escribir cartas incendiarias a un enamorado y luego hablar del tiempo cuando coincidís en el ascensor. Continua llegint

Share