El portavoz de los diputados del PP es una culebra

1422040358_352961_76094600_fotograma_2Antología de sandeces políticas (45)
Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

Alguien tan experto en fondos de reptiles como el extesorero del PP Luis Bárcenas ha llamado “culebra” a Rafael Hernando, portavoz del Grupo Popular en el Congreso de los Diputados. Concretamente, le ha acusado de haber intentado traicionar a Mariano Rajoy para que este no volviese a ser elegido en 2008 presidente del partido. En opinión del Bárcenas más viperino, Hernando ha llegado a portavoz gracias al apoyo del vicesecretario Javier Arenas y “arrastrándose mucho, como una culebra.” Le ha faltado tiempo al lenguaraz Hernando para responder así: “Que Bárcenas me insulte es un honor. Que un delincuente hablara bien de mí sería una preocupación.”

B8RhTuDCIAEKbdjUn admirador de Fraga desde joven 

¿Quién es Rafael Hernando Fraile (Guadalajara, 13-11-1961)? Ante todo, un político admirador de Manuel Fraga, de cuyas juventudes de Alianza Popular fue presidente en sus años mozos. No obstante, siempre ha destacado por su capacidad para escurrirse y serpear en cualquiera de las travesías. Si un día apostó por aquel bluf llamado Antonio Hernández Mancha, supo rectificar a tiempo para apostar a favor del caballo ganador apellidado Aznar. Y cuando muchos ya lo daban por amortizado, en diciembre pasado fue aupado por Rajoy al estrellato parlamentario, pese a no ser santo de devoción del presidente. ¿Qué tiene Hernando para no haber sucumbido en el intento? Veneno. Hernando tiene una mala leche venenosa que tanto gusta a su gente y tanto cabrea a los rivales, a los que él siempre ha tratado como enemigos. “Yo soy así. No me van a cambiar,” advirtió cuando fue nombrado portavoz.

En la foto, Hernando se encara con Rubalcaba mientras Chacón trata de retenerlo
En la foto, Hernando se encara con Rubalcaba mientras Chacón trata de retenerlo

La dialéctica de los puños

Uno de los sucesos que mejor caracteriza a este personaje data de julio de 2005. En una sesión de la Diputación Permanente del Congreso, en la que se abordaba un trágico incendio en un pueblo de Guadalajara, Hernando, amigo del hermano de una de las víctimas mortales, perdió los nervios e intentó agredir al portavoz socialista Alfredo Pérez Rubalcaba. Este le había dedicado un gesto alusivo a la cara dura de Hernando. Tuvieron que intervenir Ángel Acebes y Eduardo Zaplana para frenar a su colérico conmilitón. Cinco años después, Hernando se olvidó de los puños y empleó la dialéctica más destructiva para zaherir a Rubalcaba, que había sido ascendido a vicepresidente del Gobierno, además de seguir con la cartera de Interior. En plan sierpe devoradora, Hernando mordió con fiereza la yugular de su contrincante: “Su ascenso es un triste epitafio para Zapatero.” Acto seguido, le acusó de haber “preparado dossieres contra oposición, jueces y periodistas.” Y terminó parafraseando el célebre refrán dedicado al lobo: “Usted pierde el pelo, pero no el vicio.”

rafael-hernando-igil--644x362Trece picaduras y mordeduras de serpiente 

Como la cosa va de sierpes, nada más indicado que recoger a continuación, por orden cronológico y asociados a distintos tipos de serpientes especialmente peligrosas, algunos de los vituperios lanzados por nuestro protagonista.

Hernando, en plan víbora áspid: “Detrás del corte de pelo amable de Otegi, [se esconde] un pensamiento más cercano al nacionalsocialismo que al nacionalismo moderado.” (Abril de 1999)

Hernando, en plan víbora hocicuda: “El expresidente Felipe González está en un permanente estado de enajenación mental.” (Junio de 1999, después de que González hubiera dicho que “Aznar y Anguita son la misma mierda”)

Hernando, en plan culebra bastarda: También en junio de 1999 pidió el veto del socialista Pedro Solbes como comisario europeo por haberse “sentado en consejos de ministros corruptos.” El periodista Iñaki Gabilondo le replicó así: “A ver quién le dice a este chico que no diga tonterías, no vaya a ser que le recuerden que el presidente del PP [Manuel Fraga] se sentó en los consejos de ministros de Franco.”

Hernando, en plan crótalo vulgar: “Son egoísmos aldeanos.” Así calificó en marzo de 2001 a los manifestantes contra el Plan Hidrológico Nacional auspiciado por el Gobierno de Aznar.

Hernando, en plan pitón asiática: “Blanco es un ministro a tiempo parcial […] Malvado e inepto.” (Diciembre de 2010, cuando José Blanco era el titular de Fomento)

Hernando, en plan pitón africana, contra el diputado de IU Alberto Garzón: Hace 80 años, en esta misma tribuna, un diputado, Ortega y Gasset, dijo dirigiéndose a la Cámara: ‘A este Parlamento no se puede venir a hacer ni de payaso ni de tenor ni de jabalí’. Lamento que a usted haya que repetirle hoy en los mismos términos esta alusión”. (Septiembre de 2012)

Hernando, en plan serpiente de anteojos, contra el actor Javier Bardem: “Hay que ser un gran villano, y no de película, para sostener que al Gobierno le va bien tanto paro. Frivolidades de millonario residente en Miami. ” (Octubre de 2012)

Hernando, en plan cobra real, contra Santiago Pedraz: “Aunque pretenda ir de pijo ácrata en realidad es un juez […] Indecente e impresentable.” El magistrado había aludido en octubre de 2012 a la “decadencia de la clase política.”

       Hernando, en plan cobra filipina, contra la socialista Elena Valenciano: “A Valenciano lo que le molan son los dedos de los condenados por acoso sexual, si le sirven para conseguir el poder como en Ponferrada.” En marzo de 2013, la entonces vicesecretaria general del PSOE había acusado al PP, con motivo del Día Internacional de la Mujer Trabajadora, de “no mover un dedo por el conjunto de las mujeres.”

Hernando, en plan boa arborícola: “La PAH [Plataforma de Afectados por la Hipoteca] lo único que hace es alentar a una izquierda radical que favorece e impulsa la violencia y que ha coqueteado en el pasado, e incluso en la actualidad, con otras organizaciones próximas al terrorismo”. (Marzo de 2013)

Hernando, en plan taipán australiana: “Las consecuencias de la República llevaron a un millón de muertos, eso es evidente.” Fue tanto el revuelo que se organizó, en septiembre de 2013, que tuvo que matizar la frase: “Es un hecho que el colapso de la Segunda República, el golpe militar y la posterior Guerra Incivil provocaron la mayor tragedia de nuestra historia.”

Hernando, en plan mamba negra: Esto de remover tumbas… Algunos se han acordado de su padre, parece ser, cuando había subvenciones para encontrarle. (Noviembre de 2013, en la cadena episcopal 13TV)

Hernando, en plan serpiente cascabel, contra Baltasar Garzón: “Parece que ha pasado de juez prevaricador a payaso ilustrado.” (Marzo de 2014)

Breve epílogo

Cuando el belicoso Hernando endosó el vocablo jabalí a Alberto Garzón, como acabamos de ver, ya habían pasado unos cuantos años desde que él mismo se distinguiera como uno de los diputados al que más veces llamó la atención Manuel Marín cuando este presidió el Congreso entre 2004 y 2008. Un periódico de referencia como El País le ha catalogado de “pendenciero profesional.” Si es verdad que los partidos y sus diputados tienen los portavoces que se merecen, tal vez el PP ha elegido bien al suyo en la actualidad.

4 pensaments a “El portavoz de los diputados del PP es una culebra”

  1. ¡Cómo está el patio amigo Angel! Lo suyo es auténtico “periodismo de investigación”. Creo que no se ha dejado ni una sola víbora -lo de culebra es demasiado suave i sólo se da en los rastrojos de la meseta-, pero a la que usted se refiere hay que buscarla en las peligrosas selvas de Cocodrilo Dundee. Esto de Hernando es de juzgado de guardia. No para la cosa aquí, porque el espectáculo de hoy a las puertas de Ferraz, con militantes a puñetazo limpio, tampoco tiene desperdicio. Fuera de contexto le explicaré la anécdota que, por encargo de mi mujer, a mediados de diciembre, me veo obligado a rellenarle seis tarjetas cutres, afortunadamente sólo seis- de Navidad para enviarlas a unas conocidas suyas y cuando llegaba al párrafo de “feliz 2015” notaba que del bolígrafo brotaba un chorro de tinta que lo emborronaba todo. Era un presagio de este año que, cuando termine, no nos reconoceremos unos a otros. Juzgue usted mismo el panorama. ¿Qué habremos hecho, Dios Santo, para merecer esto?
    Gonzalo Évole

  2. Fantástico artículo Ángel,
    Descubriendo las serpientes y los nidos en los que habitan.

Els comentaris estan tancats.