Arxiu de la categoria: Sandeces

Baltar, el cacique gallego que tocaba el trombón de varas

Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, jueces, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta serie  pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado. 

Antología de sandeces políticas (9) 

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

Ha estado casi media vida (más de 20 años) ejerciendo de cacique como presidente de la Diputación de Ourense y hasta ahora la fiscalía no había presentado una querella por prevaricación continuada después de investigar una denuncia socialista. Hablamos de José Luis Baltar, al que se le acusa de haber contratado a dedo al menos a 115 militantes o simpatizantes de su partido, el PP. En concreto, la mayoría de los enchufados tenían voto en el PP de Ourense en 2010, año en que fue elegido presidente provincial Baltar hijo. Cuando miembros de su propio partido denunciaron el juego sucio electoral, el ahora objeto de querella proclamó en público: “Actúo como padre. ¿Y qué puede hacer un padre?” En su día, cuando Baltar hijo entró a trabajar en la Diputación lo dejó muy claro: “Estoy aquí para lo que mande mi padre.” ¿Cabe mayor ejemplo de compenetración en una familia? ¿No es la familia el núcleo vital más importante para el PP? Continua la lectura de Baltar, el cacique gallego que tocaba el trombón de varas

Aznar solo tiene tres ideas: España, España y España

Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, jueces, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta serie  pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado.

Antología de sandeces políticas (8)  

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

El primer volumen de las memorias de José María Aznar no hace otra cosa que ratificar lo que mucha gente ya sabía: que el caballero es un nacionalista español de vuelo gallináceo muy próximo al pensamiento de José Antonio Primo de Rivera, fundador de la Falange Española. En la página 103 del libro, Aznar cuenta una anécdota muy significativa, relacionada con la charla que, el 14 de julio de 2001, el entonces presidente francés Jacques Chirac mantuvo con los Reyes de España en el Elíseo: “Durante la conversación –escribe Aznar–, salió mi nombre a colación y Chirac le dijo a don Juan Carlos: ‘Ah, mi amigo José María… A mi amigo José María solo le preocupan tres cosas: la primera, España; la segunda, España; y la tercera, España.’ El Rey me contó la anécdota con emoción y a mí me emocionó que me la contase, porque lo que dijo el presidente francés era verdad.” Continua la lectura de Aznar solo tiene tres ideas: España, España y España

Los cuernos son un bien cultural para el PP

Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, jueces, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta serie  pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado.

Antología de sandeces políticas (7) 

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

No es una casualidad que el ministro de Educación y Cultura, José Ignacio Wert, haya recurrido a un símil taurino para desvelar su presunto estado de ánimo ante las dificultades con las que topa para sacar adelante su ley de educación pactada con los obispos, pero no con la oposición. “Soy como un toro bravo, que se crece con el castigo,” ha advertido este caballero, consciente de que la frase caería muy bien en su partido, siempre proclive a proclamar que la fiesta brava es la fiesta nacional, o sea, del nacionalismo español. En el año que lleva en el Gobierno, Wert procura torear todo lo que puede. “En colaboración con las demás administraciones públicas, adoptaremos las medidas para la puesta en valor de los toros como bien cultural,” dijo el 13 de febrero pasado. “Los toros son un ingrediente de la marca España, que requiere protección,” recalcó dos semanas después. “La fiesta de los toros es el homenaje excepcional al toro bravo […] El toreo se defiende por ser un arte en sí mismo,” declaró en mayo, mes en que el alcalde de Valladolid, Javier León de la Riva, también del PP, subvencionó con dinero público (180.000 euros, 30 millones de pesetas) una corrida celebrada en su ciudad. Continua la lectura de Los cuernos son un bien cultural para el PP

Antología de sandeces (2012)

“Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, jueces, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta sección pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado.”

Antología de sandeces políticas

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

Rafael Hernando, portavoz adjunto del PP en el Congreso

Nadie como Rafael Hernando, portavoz adjunto del Grupo Popular en el Congreso de los Diputados, para abrir esta tercera entrega de nuestra antología de sandeces políticas, porque, como podremos comprobar, el caballero presenta una amplia hoja de despropósitos en su carrera política. Una carrera que él mismo confiesa haberla iniciado por admiración a Manuel Fraga Iribarne, cuyas juventudes de Alianza Popular presidió en 1987, cuando contaba 26 años. Ahora, ya talludito, acaba de insultar al rojeras actor Javier Bardem a través de internet: “Hay que ser un gran villano, y no de película, para sostener que al Gobierno le va bien tanto paro. Frivolidades de millonario residente en Miami.” Si no hay duda de que villano significa ruin, indigno o indecoroso, según la Real Academia Española, tampoco cabe duda alguna de que Bardem no vive en Miami, sino en Madrid. El rigor nunca le ha sobrado a Hernando.

Una de sus planchas más sonadas se remonta a octubre de 1997, cuando denunció que el PSOE había borrado vídeos de Felipe González en compañía de amistades peligrosas, como el delincuente Luis Roldán y demás. “Es la página más sórdida y negra de TVE,” llegó a decir Hernando, quien fue desmentido por el entonces director general del ente y compañero del PP, Pío Cabanillas.

De su visceralidad congénita destaca el brote que le sobrevino en julio de 2005. La Diputación Permamente del Congreso se había reunido a raíz de un gravísimo incendio en la provincia de Guadalajara y el ambiente se caldeó tanto que Hernando, amigo del hermano de una de las víctimas, estuvo a punto de agredir al entonces portavoz socialista Alfredo Pérez Rubalcaba. Tuvieron que sujetarlo sus compañeros Ángel Acebes y Eduardo Zaplana e incluso su no compañera Carme Chacón. Cinco años más tarde, promovido Rubalcaba a vicepresidente del Gobierno, Hernando se despachó a gusto con él: “Su ascenso es un triste epitafio para Zapatero.” Y le acusó de haber pasteleado “el silencio del policía Amedo para negociar el GAL” y de haber “preparado dossierescontra oposición, jueces y periodistas.” Y concluyó: “Usted pierde el pelo, pero no el vicio.”

Veamos a continuación varias hernandadas más como muestra no exhaustiva:

“Aunque pretenda ir de pijo ácrata en realidad es un juez.” (Ataque contra el magistrado Santiago Pedraz, que en octubre pasado había aludido a la “convenida decadencia de la clase política.” Además de “pijo ácrata,” le calificóde “indecente e impresentable.”

“Blanco es un ministro a tiempo parcial […] Malvado e inepto.” (José Blanco era el titular de Fomento en diciembre de 2010)

–En junio de 1999 pidió el veto del socialista Pedro Solbes como comisario europeo por haberse “sentado en consejos de ministros corruptos.” (Se refería a la etapa de Solbes como ministro de Felipe González, pero no dijo nada de los consejos de ministros de Franco en los que se sentó su admirado Fraga)

“Son egoísmos aldeanos.” (Comentario tan simple fue el que dedicó en marzo de 2001 a los manifestantes contra el Plan Hidrológico Nacional auspiciado por el Gobierno de Aznar)

En fin, solo cabe añadir que el belicoso Hernando fue uno de los diputados que más veces llamó la atención Manuel Marín cuando este presidió el Congreso. Hay que deducir que el diputado jabalí debió de acumular méritos, visto que años después fue nombrado portavoz adjunto parlamentario del PP.

 

Sabina-Serrat, ¿nada que explicarse?

El himno de Sabina
y el hermano de Babel

Hace cinco años, el cantautor Joaquín Sabina escribió una supuesta letra para el himno español. Ahora se ha conocido que el reciclado ácrata considera “un honor” que el primer candidato electoral de Ciutadans de Catalunya el 25-N, Albert Rivera, utilice dicha letra para hacer campaña. No es de extrañar que a Rivera le encante el tema, porque nada menos que hasta cuatro veces se repite el vocablo ciudadanos. Si el comienzo no va muy para allá (“Ciudadanos, ni héroes ni villanos, hijos del ayer, hay tanto para hacer”), la continuación deviene excelsa. Fíjense si no: “Ciudadanos, tan fieramente humanos, tan paisanos del hermano de Babel…” Y aquí, en Babel, es donde Sabina alcanza la cima de su inspiración. La Babel bíblica con la que se pretendía tocar el cielo comportó que Dios confundiera la lengua de los habitantes de la tierra y se propiciase el caos. ¿Conforman el catalán, el euskera y el gallego una especie de Babel para la España castellana?

¿Ignoraba Sabina que Ciutadans y el PP contribuyen a cargar de razones a quienes consideran que una lengua minoritaria como la  catalana acabará desapareciendo si no se la potencia como se merece? ¿Cómo es posible que su amistad con Joan Manuel Serrat no le haya hecho ver a Sabina que allí había trampa?

 

Esperanza Aguirre y Joaquín Leguina, tan próximos

Pongamos que hablamos
del himno de Madrid

Ya que hemos hablado de Sabina y su himno, pongamos que recordamos ahora algunos versos del de Madrid, que nada menos que es el oficial y cuya letra la firmó el insigne filósofo anarquista Agustín García Calvo, recientemente fallecido. Leer para creer.

 

“Yo estaba en el medio:
giraban las otras en corro,
y yo era el centro.
Ya el corro se rompe,
ya se hacen Estado los pueblos,
Y aquí de vacío girando
sola me quedo.
Cada cual quiere ser cada una:
no voy a ser menos:
¡Madrid uno, libre, redondo,
autónomo, entero!”

 

Ojo, que lo mejor viene ahora, cuando se deja muy claro que todo lo que pasa por ahí, en España, claro, pasa en Madrid.

“Y en medio del medio,
capital de la esencia y potencia,
garajes, museos,
estadios, semáforos, bancos,
y vivan los muertos:
¡Madrid, Metrópoli, ideal
del Dios del Progreso!
Lo que pasa por ahí, todo pasa
en mí, y por eso
funcionarios en mí y proletarios
y números, almas y masas
caen por su peso;
y yo soy todos y nadie,
político ensueño.
Y ese es mi anhelo,
que por algo se dice:
De Madrid, al cielo.”

Sublimes los garajes y los semáforos madrileños, ¿a que sí? Por cierto, ¿cómo se dejó enredar Garcia Calvo en 1983 por Joaquín Leguina, entonces presidente autonómico?

 

Aquellos brotes verdes…
Cuando en mayo de 2009 la crisis económica todavía no había llegado a sus peores momentos, la entonces ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, se descolgó con aquella hermosura poética que rezaba así: “Esperemos unas semanas y veremos los brotes verdes.” Verde que te quiero verde… La oposición y la no oposición rieron por no llorar, pero la frase hizo fortuna y su filosofía también.

Cuando actualmente los expertos pronostican que la recesión económica y el paro se incrementarán en lo que resta de este año, va la ministra de Empleo, Fátima Báñez, y suelta por la boca: “Estamos viendo ya señales esperanzadoras en un entorno de crisis económica muy dura. Y no me refiero a un optimismo vacío, sino al relato de una realidad.” De los brotes a las señales.

Esperanza Aguirre, en la bandera autonómica

Y de paso, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, haciendo gala de un cinismo de cine al calificar los Presupuestos Generales del Estado para 2013 de “los más sociales de la historia de la democracia.”

Da igual el partido que gobierna. Parece que lleven la desfachatez en su ADN.

 

 

 

Boadella vuelve a hablar de tanques

El impulsor de la compañía teatral Els Joglars, Albert Boadella, es un intelectual que ha ido sustituyendo cada vez más la cabeza por las vísceras, hasta crear una caricatura de su propio personaje.

Al catalán Boadella le va la marcha. La marcha militar, por lo que se ve. Días atrás, aprovechó la presentación de un libro suyo en Madrid (su ciudad predilecta desde que le ríen las gracias anticalatalanas con las que se prodiga) para hablar de tanques salvapatrias, aunque esta vez en un presunto tono de broma y de risitas (la original presentación la acometió vestido de torero y sirviendo cerveza en un bar). Cuando un asistente le preguntó si había que intervenir militarmente en Cataluña, Boadella bromeó: “A ellos [los catalanes] les gustaría mucho; no hay que darles este placer.” Y agregó con cachondo regodeo: “Solamente un tanque asomando por Lleida les provocaría un orgasmo general.”

El director de los Teatros del Canal de Madrid, Albert Boadella (i), y el coordinador de la Plataforma por la Promoción y Difusión de la Fiesta, Luis Corrales, durante la charla titulada “Toros, política y otras hierbas en Cataluña”, en el marco de las XIV Jornadas Taurinas de Arévalo (Ávila). EFE

El problema no es únicamente si es de recibo hacer supuestas bromitas con temas tan graves. Lo verdaderamente preocupante es que Boadella no es la primera vez que saca a relucir los tanques. Y no en plan de chanza barata. En junio de 2005 (hace ya siete años), en una entrevista sesuda y seria en el diario Abc, al abordarse la cuestión de la unidad de España, Boadella dijo sin asomo de humor: “Cuando un Estado no tiene disposición ni fuerza moral para, en el momento en el que hay un acto de desobediencia constitucional, poner los tanques en el territorio que comete este acto de desobediencia, la situación se puede volver muy complicada.” El periodista, quizá perplejo, quiso profundizar y le inquirió sobre si en alguna ocasión debieron salir los tanques. “No sé –respondió el joglar–, pero sería importante que quienes plantean estos desafíos fueran conscientes de que los otros pueden sacar los tanques.”

Meses después, en marzo de 2006, el inefable cómico dictó (en Madrid, por supuesto) una lección magistral a 200 altos directivos de Coca-Cola. Telefónica, JP Morgan, etcétera, en un denominado curso de técnicas teatrales para ejecutivos. Boadella sentenció: “Hay que hablar con seguridad, incluso si se dice la mayor de las sandeces. Que sea una sandez segura.” Memorable. Y elocuente.

 

La España eterna de doña Espe
“España es una gran nación, con 3.000 años de historia. Cataluña no fue nunca independiente. Eso lo tienen que saber los niños.” (Afirmación de Esperanza Aguirre, expresidenta autonómica de Madrid y actual funcionaria del Estado del Bienestar). Como es sabido, la frase ha levantado mucha polvareda, porque revela que doña Espe no tiene tiempo de ver en TVE la serie sobre Isabel la Católica, ilustre dama que reinó en Castilla hace bastante menos de 3.000 años cuando aún no se había inventado España. Como la señora Aguirre tiene fama de ser algo despistada en materia intelectual, seguro que se ha asesorado antes de sentar cátedra. Y tal vez le han dejado el libro España. Tres milenios de historia, del eximio historiador Antonio Domínguez Ortiz. Y, claro, quizá no haya tenido tiempo de leer más que el título. En cualquier caso, sería deseable que los niños españoles aprendieran que, hace 3.000 años, la península que hoy comparten España y Portugal estaba habitada por los celtas, los íberos y los tartessos, que ni eran españoles ni jugadores del Celta de Vigo o del Real Betis Balompié.

Doña Espe y la extranjera Cataluña
“Mala noticia para la Comunidad de Madrid el que la sede de una empresa eléctrica, que es una de las grandes multinacionales españolas, se traslade fuera del territorio nacional.” (Disparate de Esperanza Aguirre que data de septiembre de 2005, cuando la catalana Gas Natural pretendía adquirir Endesa, hoy en manos italianas).

Menos mal que los niños españoles de 2005 y de ahora no suelen leer los periódicos, porque de lo contrario se habrían enterado de que si una empresa tiene su sede en tierras catalanas es extranjera. Por supuesto que la entonces presidenta madrileña aclaró que lo de “fuera del territorio nacional” había sido un lapsus, pero ya sabemos cómo interpretaba Sigmund Freud esos resbalones mentales.

 

Lo mataron los catalanes, deduce el intelectual Armas Marcelo


Bodrio Armas Marcelo

Juancho Armas Marcelo es un escritor canario que en las últimas semanas ha conseguido que se hablara de él al publicar un artículo en El Mundo de Pedro Jota en el que, tras sentar la premisa de que Poncio Pilatos se llevó su guardia pretoriana (de catalanes) desde Tarragona (imperial Tarraco) a Palestina, en donde condenó a muerte a Jesús de Nazaret, afirmaba: “Saquen [ustedes] conclusiones de quién o quiénes mató o mataron a Cristo. Y quién dio la lanzada final al costado del Maestro. Al final se jugaron la túnica de Jesús a los dados […] La pela es la pela, aunque sea del Hijo de Dios.”

Si antiguamente proliferaban los chistes sobre la tacañería y codicia de los catalanes, ahora ya el humor hecho escarnio va más lejos: fueron los catalanes los que asesinaron a Jesucristo. ¿Cómo no va a estar justificado que los tanques asomen por Lleida?

Demetrio reza


Obispos preconciliares a la española

Ahora que se han cumplido 50 años de la apertura del Concilio Vaticano II (1962-1965) y se ha rememorado el paupérimo papel de los obispos españoles de la época, veamos un ejemplo del no menos triste papel que están desempeñando algunos miembros de nuestro episcopado. Si en la España de Franco, lo que más le preocupaba a la jerarquía eclesiástica era condenar el comunismo, en la actualidad las condenas van en otra dirección. El obispo de Córdoba, Demetrio Fernández González, nacido en 1950 en El Puente del Arzobispo (Toledo), no ha tenido el menor escrúpulo en comparar el aborto con el horrendo crimen de los niños Ruth y José a manos de su padre. En una misa celebrada en memoria de las víctimas, dijo: “Ningún crimen como que una madre se ve en la situación de matar al niño que ha concebido. Que Ruth y José nos lo hagan entender a todos […] ¿No podrán procurarnos estos niños que se reduzca el número de abortos que diariamente se producen en nuestro entorno?

Este mismo prelado fue el que hace casi dos años alertó en una homilía acerca de un supuesto plan de la Unesco para que se incremente la población homosexual. Citó un comentario que le había hecho un cardenal en estos términos: “La Unesco tiene programado para los próximos 20 años hacer que la mitad de la población mundial sea homosexual.” Y mencionó la implantación de “la ideología de género que ya está presente en nuestras escuelas.” Por si no se entendía bien del todo, monseñor Demetrio Fernández precisó que esa ideología de género consideraba que “uno no nace varón o mujer, sino que lo elige según su capricho, y podrá cambiar de sexo cuando quiera, según su antojo.”
Con obispos así, el descrédito de la Iglesia española está tan asegurado como el ridículo.

 

Castelao Bragaña, de pie

De las mujeres violables
al regadío de Arias Cañete
El despropósito mayor de estos últimos días lo ha protagonizado José Manuel Castelao Bragaña, un alto cargo de un organismo dependiente del Ministerio de Empleo y Seguridad Social a cuyo frente está una mujer, Fátima Báñez, quien se ha apresurado a aclarar que ella no lo nombró. La desgraciada frase del susodicho fue: Las leyes son como las mujeres. Están para violarlas.” De nada valió ni podía valer que Castelao Bragaña (no confundir con el Rodríguez Castelao intelectual padre del nacionalismo gallego) dijese que había sido un comentario en plan de broma (hay bromas que matan). Acto seguido tuvo que dejar la presidencia del ignoto Consejo General de la Ciudadanía Española en el Exterior, órgano consultivo y asesor.

Sin salir del ámbito ministerial quizá venga bien recordar cómo en octubre del año 2000, Miguel Arias Cañete, entonces titular de Agricultura y Pesca del Gobierno de Aznar, proclamó: “El regadío hay que utilizarlo como a las mujeres, con mucho cuidado, que le pueden perder a uno.” Semejante teoría fue expuesta en el Foro Jaén de Opinión y Debate, intentando defender la tesis de que España no podía desarrollar tantos regadíos como se solicitaban, porque había sobreproducción en los cultivos. Y se quedó tan ancho.

 

El tal Martínez

Del cruce de piernas a la sala de partos
Seguimos con el tema de la mujer, aunque cambiamos la profesión de quienes hablan: un miembro de la carrera judicial y un arzobispo de la Iglesia católica. No está mal.

“Las violaciones y las agresiones sexuales ocurren a veces porque, por ejemplo, una secretaria que busca trabajo se sienta, cruza las piernas y enseña la braga.”

(Comentario de José María Félez, cuando era fiscal jefe de Navarra, al diario Egin,en octubre de 1995).

“El hombre está hecho para el altar y las mujeres para parir.”

(Frase de monseñor Javier Martínez, arzobispo de Granada, en 2011)

Españolizar a los catalanes enfermos
Todavía resuenan los ecos de la reciente confesión pública y sonora difundida en el Congreso de los Diputados por el ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert: “Nuestro interés es españolizar a los alumnos catalanes; que se sientan tan orgullosos de ser españoles como de ser catalanes.” Y para que no quedase duda, al día siguiente ratificó lo dicho utilizando el idioma catalán: “Estic molt orgullós del que he dit”. Orgullo y pasión, sí señor. ¿Qué les ocurre a los alumnos catalanes? Se supone que lo que a muchos de sus ancestros, que, a juzgar por lo que piensa José María Aznar, están enfermos. Véanse, si no, las palabras del expresidente del Gobierno que recoge la exmilitante del PP Montserrat Nebrera en su libro En legítima defensa, editado en 2009: “Si a la mayoría de esta población enferma que es Cataluña no le gusta cómo somos, no es nuestro problema. Nuestro objetivo es mantenernos en este irreductible 20% del electorado, que en unas elecciones nos puede ayudar a ganar las presidencia del Gobierno.”

¿Qué tipo de enfermedad aqueja a los catalanes? No lo dice. ¿Será separatitis aguda?¿O tal vez más bien orquitis crónica de tanto aguantar? (Según el diccionario de la RAE, orquitis no es otra cosa que la inflamación del testículo).

 

Ronaldo Vidal-Quadras, en Intereconomía
Siempre que puede, Alejo Vidal-Quadras, actual vicepresidente del Parlamento Europeo (la democracia tiene estas cosas) y expresidente del PP de Cataluña, arremete contra todo lo que se mueve en dirección opuesta a la suya. Valiéndose de su posición privilegiada en la ultracadena televisiva Intereconomía (la democracia tiene estas cosas), el 28-9-2012 sentenció para la posteridad: “Quiero decirle a la señora vicepresidenta del Gobierno algo que seguro que ha pensado ya: ¡que el Gobierno vaya preparando un general de brigada de la Guardia Civil […] y que prepare la intervención de Cataluña! […] El Parlamento se disuelve, el Gobierno de la Generalitat se va a su casa, la Delegación del Gobierno toma el poder en Cataluña y el general de brigada toma el poder de los Mossos d’Esquadra.”

Julio Ariza

No es una casualidad que Vidal-Quadras haya elegido la tele de Intereconomía, el grupo empresarial propiedad de su íntimo amigo Julio Ariza, un navarro con familia numerosa que hace años fue diputado autonómico en Cataluña. He aquí un testimonio de la admiración infranqueable (¿de Franco?) de Ariza hacia Alejo: “Vidal-Quadras es el único político del PP en Cataluña que le ha dado una doctrina sólida al partido […] El PP de Cataluña puede permitirse el lujo de tener a Ronaldo en el banquillo.” Palabrasde una entrevista hecha a Ariza en El Periódico de Catalunya, en noviembre de 1996, cuando Vidal-Quadras (Ronaldo el gordito, no Cristiano) hacía poco que había sido defenestrado de la presidencia de su partido para favorecer el pacto entre Aznar y Pujol tras las elecciones de marzo de aquel año.

 

Borrachín Ferrer

El “timonel borracho” y el borracho diputado
Como final de esta primera entrega de sandeces, una burla del destino, una cruel paradoja la sufrida por Vicente Ferrer, un diputado valenciano del PP que el 23-5-2010 saltó a la palestra de la actualidad política por la siguiente diatriba contra el entonces presidente del Gobierno, Rodríguez Zapatero: “Este país no puede soportar más esta situación. Este Gobierno hoy ya es un grave impedimento para la recuperación. Si el timonel está borracho, lo que hay que hacer urgentemente es cambiar al timonel.”

Difícilmente podría imaginar el político de nombre y apellido tan santos que dos años y pico después, concretamente el 30-9-2012, sería condenado con la retirada de su carnet de conducir por circular en coche en estado de embriaguez. “Fue un error torpe, muy torpe”, dijo compungido al conocer la sanción. Tan torpe como llamar borracho a un presidente del Gobierno.

 
 
José Manuel García-Margallo, ministro de Asuntos Exteriores

El último cante del gallo Margallo
La más reciente extravagancia verbal protagonizada por el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo y Marfil, ha apuntado al presidente de la Generalitat de Cataluña con estas palabras: “Si Artur Mas convoca un referéndum de autodeterminación dará un golpe de Estado en términos jurídicos.” Menos mal que ha precisado lo de en términos jurídicos, porque nada más oírle hablar de golpe de Estado ya nos venia a la memoria el general Pavía liquidando en 1874 la Primera República Española. Y es que no hay que ignorar los abundantes genes castrenses del citado ministro por parte de padre. Su bisabuelo paterno fue general y gobernador de Melilla, donde murió en 1893 en una refriega con las tribus indígenas, que le acusaron de haberlas provocado él. El incidente llegó a conocerse como la guerra de Margallo.

Continua la lectura de Antología de sandeces (2012)

El guapo Arturo Fernández y el rencor de las mujeres feas

Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, jueces, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta serie pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado.

Antología de sandeces políticas (6)

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

No hay duda de que la derecha española está más que crecida. De no ser así, ¿se habría atrevido el actor Arturo Fernández a escarnecer a la gente que hace huelga y se manifiesta porque quiere vivir mejor de lo que vive? Animado por la caverna tabernaria de un programa televisivo de Intereconomía, se mofó obscenamente de los ciudadanos que ejercieron su derecho de manifestación el pasado 14-N con estas palabras: “Cuando se sale a la calle, se sale con gente guapa. En las manifestaciones, yo en mi vida he visto gente tan fea, me cago en la leche, ¡pero cómo es posible! A estos no los veo por la calle, deben de tenerlos en campos de concentración, porque no lo puedo entender. Y dicen: ‘Que salga la manada’. Y ahí van…” Y para que no decayese el jolgorio fascistoide, el gracioso comediante añadió: “Hay que poner gente guapa, porque la gente guapa siempre funciona.” Continua la lectura de El guapo Arturo Fernández y el rencor de las mujeres feas

Cuando las porras rebotan en las mochilas

Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, jueces, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta serie  pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado.
 

Antología de sandeces políticas (5)

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

Ver –leer—para creer. Leamos esta nota de la Conselleria de Interior de la Generalitat catalana cuyo máximo responsable es Felip Puig. Se pretende justificar por qué un muchacho de 13 años resultó herido en la cabeza en Tarragona el 14-N, día de la huelga general: “En el transcurso de esta persecución [de piquetes], un agente [de los Mossos d’Esquadra] ha cargado con la porra contra un manifestante que había actuado anteriormente con violencia, y el rebote de la porra en la mochila del perseguido ha tocado la cabeza de un menor que estaba detrás y fuera de la visión del agente.” Versión muy diferente a la de una joven que presenció la escena: “Le habían abierto la cabeza [al chico de 13 años] y le seguían pegando en las piernas. Grité: ‘pero, ¿qué estáis haciendo? ¡Si es un niño!’ Entonces me hicieron daño a mí.”

Lo de la porra rebotando en la mochila es un hallazgo semántico que recuerda aquellos disparos al aire que, en plena transición a finales de los años setenta, mataban a manifestantes que no eran pájaros sino personas. También puede encuadrarse en la línea de sandeces que han hecho historia, como la del “bichito que si se cae al suelo se mata” de aquel ministro llamado Jesús Sancho Rof explicando en 1981 la causa del síndrome tóxico. O en la de “los hilitos de plastilina” salida de la boca de Mariano Rajoy cuando en diciembre de 2002 se refirió al naufragio del petrolero Prestige en aguas gallegas. Continua la lectura de Cuando las porras rebotan en las mochilas

El último cante del gallo Margallo

“Gobernantes, políticos, banqueros, empresarios, militares, eclesiásticos, intelectuales y personajes influyentes de nuestro país caen a menudo en excesos dialécticos que podrían definirse como sandeces. Esta sección pretende dejar constancia de algunas de ellas difundidas tanto en el presente como en el reciente pasado.”
 

Antología de sandeces políticas (4)

 
José Manuel García-Margallo, ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación

Ángel Sánchez de la Fuente
Periodista

La más reciente extravagancia verbal protagonizada por el ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, José Manuel García-Margallo y Marfil, ha apuntado al presidente de la Generalitat de Cataluña con estas palabras: “Si Artur Mas convoca un referéndum de autodeterminación dará un golpe de Estado en términos jurídicos.” Menos mal que ha precisado lo de en términos jurídicos, porque nada más oírle hablar de golpe de Estado ya nos venia a la memoria el general Pavía liquidando en 1874 la Primera República Española. Y es que no hay que ignorar los abundantes genes castrenses del citado ministro por parte de padre. Su bisabuelo paterno fue general y gobernador de Melilla, donde murió en 1893 en una refriega con las tribus indígenas, que le acusaron de haberlas provocado él. El incidente llegó a conocerse como la guerra de Margallo. Continua la lectura de El último cante del gallo Margallo